ParticularesBlogHaber sido concebida con la ayuda de una donante de óvulos y descubrirlo de adulta
Hijos de donantes

Haber sido concebida con la ayuda de una donante de óvulos y descubrirlo de adulta

By Cryos | 11/22/2021
Katie siempre se preguntaba por la forma de su cuerpo y por qué no se parecía al de su madre

Los padres de Katie hicieron realidad su sueño de tener un hijo con la ayuda de una donante de óvulos y lo mantuvieron en secreto durante 25 años. Cuando tenía 24 años, Katie descubrió por casualidad que había sido concebida con la ayuda de una donante.

Mientras investigaba sobre los tratamientos de FIV, Katie, de 24 años, fue consciente de que era bastante improbable que sus padres le hubieran concebido con los óvulos de su madre. Aquí puedes leer su historia personal, qué sintió cuando descubrió que había sido concebida con la ayuda de una donante de óvulos y, por último, sus consejos personales para padres de niños concebidos con la ayuda de donantes.

Madre, padre, hija – y donante

«En mi familia somos tres: además de mí, mi madre y mi padre, que están separados. Tengo una relación muy cercana con los dos y estoy orgullosa de poder decir que mi madre es mi mejor amiga.

Fui concebida con la ayuda de una donante de óvulos, pero no lo supe hasta que no fui mayor. Lo descubrí el año pasado por casualidad, cuando estaba investigando sobre tratamientos de FIV».

Descubrir que has sido concebida con la ayuda de una donante

«Fui consciente de que había sido concebida con la ayuda de una donante de óvulos cuando tenía 24 años. Lo descubrí por mí misma mientras investigaba sobre la FIV en mujeres mayores y pronto me di cuenta de que, debido a la edad de mi madre cuando nací, era muy poco probable que yo hubiera sido concebida con sus óvulos. Así que, tras unos días asimilando la noticia y buscando información, reuní el valor para preguntar a mis padres la verdad. En ese momento me lo contaron todo. Fue muy emotivo. Mis padres lamentan no haberme hablado de mi nacimiento. Tras tener la charla, los dos me pidieron disculpas y fueron conscientes de que mantener esto en secreto no nos había ayudado a ninguno de nosotros. De hecho, nunca se lo contaron a nadie, por lo que yo tuve que descubrirlo por mi cuenta, lo que me resultó muy duro.

Desde que lo descubrí, mis padres han sido muy honestos y sinceros y han respondido a todas las preguntas que tenía. Me han apoyado mucho en mi búsqueda de información sobre mi donante de óvulos y posibles medio hermanos genéticos. Su apoyo ha sido muy importante para mí y ha hecho que mi búsqueda resulte algo más sencilla, ya que sé que puedo ser honesta con ellos y que estarán ahí para mí siempre que los necesite».

Conversaciones sobre la donante de óvulos

«Tras mi descubrimiento, mis padres y yo hemos hablado mucho sobre mi donante de óvulos. Durante esas charlas, utilizamos el término ‘donante’, puesto que todos sabemos lo que significa. Opino que el término ‘donante’ suena un poco frío, como si me hubieran creado en un laboratorio. Prefiero el término ‘progenitora genética’ ya que esa es la definición científica de lo que esa mujer es para mí. Es mi madre genética, pero eso me resulta demasiado personal, por eso prefiero el término ‘progenitora genética’. Pero no existe una forma de referirse a ello correcta o incorrecta. Creo que otras personas que hayan sido concebidas con óvulos o esperma de donantes pueden preferir utilizar otros términos.

Pregunté a mis padres sobre el proceso de selección de la donante de óvulos, y me contaron que, cuando estaban buscando una donante de óvulos, la clínica les dijo que habían encontrado a la candidata perfecta para ellos, una mujer con características similares a las de mi madre. Esto alegró mucho a mis padres, porque el hecho de que se pareciera a mi madre no me haría sentir distinta».

Katie y su madre son muy buenas amigas a pesar haber descubierto recientemente que Katie fue concebida con óvulos de una donante

Crecer sin conocer mis orígenes genéticos

«Crecí sin saberlo, así que durante ese tiempo nunca me cuestioné mis orígenes genéticos. Durante mi niñez, veía fotos de mi madre embarazada de mí y fotos de ella y de mí después de nacer y nunca tuve ningún motivo para dudar de la relación genética. Sin embargo, si echo la vista atrás, hay determinadas cosas que tienen mucho más sentido para mí ahora, y comprendo mucho mejor por qué me sentía físicamente diferente a mi familia.

Por ejemplo, siempre he tenido que luchar con mi peso. Incluso de niña era bastante regordeta y, la adolescencia fue especialmente difícil, porque toda mi familia era tan delgada. Me comparaba continuamente con mi madre, ya que ella siempre ha tenido muy buen tipo. Ahora que sé que he sido concebida con óvulos de una donante, me siento mucho mejor con mi propio cuerpo. Soy consciente de que no debería haber dedicado tanto tiempo a preguntarme por qué no era tan guapa como mi madre, ya que no he heredado sus genes. Si lo hubiera sabido, no habría sido tan dura conmigo misma ni habría hecho esas comparaciones».

Reflexiones sobre haber sido concebida con óvulos de una donante

«Me habría gustado que mis padre me hubieran contado desde el principio que fui concebida con la ayuda de una donante de óvulos. Para mí la sinceridad es muy importante. Si hubieran sido sinceros conmigo, no me habría pasado la vida entera comparando mi aspecto con la parte no biológica de la familia. Este secreto destruyó la confianza que tenía en mis padres, aunque estamos trabajando por solucionarlo. Pero continúa siendo difícil, porque tengo la sensación de que me han mentido durante toda la vida, y necesito tiempo para recuperarme. Comprendo sus miedos y sus motivos, pero para mí ha sido difícil porque siempre he sentido que mis padres eran mis mejores amigos y que nunca me habían ocultado nada.

Me gustaría ponerme en contacto con mi donante para poder conocer su nombre y sus motivos para donar y preguntarle si, a veces, piensa en mí. Un nombre haría que toda la situación fuera más personal y positiva porque yo podría decir algo del estilo ‘Mary’ hizo algo fantástico por mis padres. También pienso en su aspecto físico, porque en ocasiones analizo en exceso mi propio aspecto y me pregunto qué rasgos proceden de mi progenitora genética y cuáles de mi padre.

Si pudiera ponerme en contacto con mi progenitora genética, tal vez también podría contactar con posibles medio hermanos. Al crecer como hija única, siempre he querido tener un hermano. Por eso me encantaría encontrar a otras personas concebidas con óvulos de la misma donante, ya que tendríamos mucho en común y podríamos apoyarnos en este viaje tan poco común».

Consejo a otras familias con un hijo o hija concebidos con esperma u óvulos de donante

«Mi consejo a otras familias con hijos concebidos con la ayuda de donación de óvulos o de esperma de donante es que sean sinceras y honestas y que les apoyen durante su crecimiento. Mi experiencia personal me ha enseñado que los secretos como este pueden dañar la relación dentro de una familia y afectar a todos los implicados. Mis padres pasaron este trance solos, igual que yo. Por ese motivo es importante convertirlo en una parte positiva de la historia de tu hijo. Venir al mundo con la ayuda de una donante de óvulos es lo que hace únicos a estos niños.

Los padres están ahí para limpiarle las lágrimas, para abrazarle cuando tenga miedo y para jugar con el niño; eso no es cuestión de genética. Haber sido concebido con la ayuda de un donante no es algo malo. Lo único malo son las mentiras y los secretos.

Otro consejo que daría es elegir un Donante con Identidad Revelada para que el niño pueda ponerse en contacto, en algún momento, con el donante de esperma o la donante de óvulos. Mis padres no tuvieron elección, porque en la década de 1990 solo estaba permitido elegir un donante totalmente anónimo (Donante con Identidad No Revelada). Ponerme en contacto con la donante es uno de mis mayores deseos, ya que solo tengo información como el color de pelo y de ojos, la altura y el peso, que no me permite identificarla. No me gusta la incertidumbre; soy curiosa por naturaleza y quiero saber más sobre mi donante de óvulos».

Tags: