ParticularesBlogUffe, de 48 años, es hijo de donante: "Siempre he tenido un padre, a pesar de que no compartamos los genes"
Hijos de donantes

Uffe, de 48 años, es hijo de donante: "Siempre he tenido un padre, a pesar de que no compartamos los genes"

Por Cryos | 2/3/2021
A Uffe le contaron que fue concebido con la ayuda de un donante cuando tenía 10 años. Aquí, Uffe con su propio hijo

Uffe tenía 10 años cuando le contaron que su padre no era su padre biológico y que nació con la ayuda de un donante de esperma anónimo.

En la actualidad, Uffe tiene 48 años, es padre de dos niños y el director de una agencia de comunicación. En este artículo nos habla sobre su niñez y sus reflexiones acerca de ser un niño concebido con esperma de donante.

"Crecí en una familia unida formada por un padre, una madre y un hermano pequeño. Mis padres se casaron hace 56 años, y mi hermano ha formado su propia familia y tiene tres hijos. Mi padre ("legal"), que tiene 76 años, trabaja a tiempo parcial en mi empresa, además de disfrutar de su día a día como jubilado".

¿Cuándo te contaron que fuiste concebido con la ayuda de un donante?

"Creo que tenía 9 o 10 años cuando mis padres nos dijeron a mi hermano y a mí que nuestro 'papá' no era nuestro padre biológico. Nos contaron que cuando mi padre era adolescente, enfermó de paperas y sufrió una inflamación de los testículos, lo que le provocó infertilidad. Ese es el motivo por el cual mi hermano y yo fuimos concebidos con la ayuda de un donante anónimo. Recuerdo que cuando me enteré, me enfadé un poco y estaba un poco confuso por toda la historia. Pero se me pasó muy rápido".

¿Qué supuso para ti crecer como hijo de un donante?

"No conozco otra cosa. Tuve una infancia buena y segura con unos padres que cuidaban de mi hermano y de mí. Tengo la teoría de que de niño debí de recibir demasiada atención, tal vez porque mis padres tuvieron que superar varios problemas para tenerme. No siempre he sido bueno en dejar de lado mis propias necesidades para dar espacio a los demás. Pero no sé realmente si esa teoría es cierta".

Uffe tiene 48 años. Cuando era niño, le contaron que era hijo de donante. Aquí, Uffe en un partido con su familia.

Aquí, Uffe en un partido con su familia.

¿Cómo has tratado el tema con tus padres?

"En realidad, nunca hemos hablado demasiado al respecto, excepto en el momento en el que nuestros padres nos lo contaron, allá por 1980. Creo que es un tema bastante delicado para mi padre. Así que no he tomado la iniciativa de hablar largo y tendido sobre ello".

¿De qué modo habéis hablado sobre el donante en tu familia?

"La verdad es que no hemos dedicado mucho tiempo a hablar sobre el donante. Si te soy sincero, no creo que haya hablado con mis padres sobre él desde que tenía 10 años".

¿Te gustaría que tus padres hubieran abordado la situación de otra manera? 

"No, para nada. Es lo que es, y verdaderamente no siento la necesidad de hablar mucho sobre ello. Siempre he tenido un padre, a pesar de que no compartamos genes biológicos".

Datos: Donante con Identidad Revelada (no anónimo) y donante con Identidad No Revelada (anónimo)

  • Identidad Revelada significa que, cuando el hijo concebido con esperma del donante cumpla 18, puede obtener los datos de contacto del donante.
  • Identidad No Revelada significa que ni el niño ni los padres pueden obtener información adicional sobre el donante además de la incluida en su perfil.
  • Hasta el año 2006, en Dinamarca solo era legal recurrir a donantes con Identidad No Revelada, y, en consecuencia, los hijos de donantes no tenían la opción de contactar con el donante.
  • Las regulaciones aplicables en lo relativo a los donantes con Identidad Revelada y con Identidad No Revelada difieren según el país. En algunos países, solo está permitido uno de los dos.
  • En la actualidad, Dinamarca permite elegir personalmente si deseas recurrir a un donante con Identidad Revelada o con Identidad No Revelada.

¿Ha supuesto un gran impacto en tu vida que fueras concebido con la ayuda de un donante? 

"No, no lo creo. Nunca ha sido un tema tan importante para mí. Nunca he echado en falta a mi padre biológico porque siempre he tenido un padre.

Obviamente, he pensado en ello un par de veces en mi vida. Por ejemplo, que, en lo que a la personalidad se refiere, no me parezco demasiado a mi madre ni a mi padre. Así que, aparte del impacto medioambiental, creo que no he recibido nada de mi padre biológico, sobre el que no tengo ninguna información, lo que en realidad puede ser positivo".

En ocasiones puede que haya rellenado la falta de información que tengo sobre mi padre biológico con ilusiones. Me he imaginado que mi padre biológico es un cardiocirujano de éxito o un profesor universitario de renombre. Me imagino que la mayor parte de los donantes que realizaron por aquel entonces donaciones en la clínica de fertilidad de Rigshospitalet eran estudiantes de medicina. Es lo que mi madre me contó. Pero no sé si es cierto".

¿Se ha visto afectada la relación con tus padres por el hecho de que fueras concebido con la ayuda de un donante?

"No, no lo creo. Pero, obviamente, no conozco otra cosa. No sé cómo te sientes al poder ver reflejada tu propia personalidad en la personalidad de tu padre. Mi padre y yo somos muy diferentes, pero a pesar de ello hemos tenido siempre una buena relación".

¿Conociste a otros hijos de donante cuando eras niño?

"Solo a mi hermano pequeño. Creo que nunca hemos hablado sobre el hecho de que ambos somos hijos de donante y que lo más probable es que seamos hijos de dos donantes anónimos diferentes porque no nos parecemos en absoluto".

¿Has deseado alguna vez ponerte en contacto con tu donante?

"Si hubiera sido posible, creo que me habría gustado conocerle. Pero puesto que por aquel entonces solo había donantes anónimos y, por consiguiente, no existía la posibilidad, no he pensado mucho en ello".

¿Has querido en algún momento ponerte en contacto con tus hermanos por parte de donante?

"No, para nada. En realidad nunca he pensado en ello".

Si fuera necesario, ¿recurrirías tú también a un donante?

"Sí, lo haría, aunque por suerte mi mujer y yo no lo hemos necesitado".